Aleaciones con memoria de forma. El Nitinol en Acción

Si nos fijamos en la Tabla Periódica de Elementos, un puñado de átomos son capaces de organizarse para dar un número impensable de compuestos químicos. Sin embargo, para al ser humano no son suficientes. Nuestras necesidades en el campo de nuevos materiales han ido incrementándose de forma exponencial y la Química se ha encargado de dar respuestas a esas necesidades, e incluso en ocasiones se ha adelantado a ellas.

Pero esa búsqueda no es nueva, ni mucho menos. La Edad de Bronce, hace varios miles de años, es un claro ejemplo de ello. Desde esa primera aleación metálica se ha ido dando paso a la obtención progresiva de nuevos y complejos materiales. Uno de los últimos pasos son las llamada Aleaciones con Memoria de Forma que tienen su origen en el Nitinol y su descubrimiento en la década de los años 30 del pasado siglo XX. Desde los aparatos de ortodoncia hasta las últimas generaciones de carrocerías inteligentes para vehículos, estas impresionantes aleaciones están presentes.

Autor: Jorge Yáñez González. Profesor de Física y Química en el IES Sulayr (Pitres, Granada) / Personal del Departamento de Educación y Formación del Parque de las Ciencias de Granada. 

Ver unidad didáctica