Una red de ‘neuronas químicas’ conduce la electricidad
Martes, 05 de Noviembre de 2013 11:06

RedNeuronasClick2El sistema diseñado por investigadores del Instituto Catalán de Investigación Química (ICIQ) en Tarragona, provoca la alineación y ordenación de nanotubos de carbono a lo largo de la red y genera una súper estructura capaz de conducir electricidad. El estudio se publica en Nature Communications.

Un equipo internacional de científicos ha desarrollado un nuevo sistema químico cuya estructura nanoscópica se inspira en la estructura reticular de las neuronas. El sistema, publicado en Nature Communications, está formado por anillos interconectados mediante estructuras tubulares y tiene una gran capacidad para transportar electrones, lo que lo convierte en un excelente nanoconductor eléctrico.

La red geométricamente definida e interconectada se forma mediante un proceso de autoensamblaje químico de pequeños bloques moleculares diseñados en el laboratorio del doctor Kleij, en el Instituto Catalán de Investigación Química (ICIQ) en Tarragona.

"Estos bloques moleculares interaccionan no covalentemente unos con otros y dan lugar a una estructura reticular capaz de transportar información a través de las conexiones químicas", explica Kleij. Además, los científicos son capaces de incorporar distintos metales en los bloques moleculares para así modificar las propiedades electroquímicas, magnéticas u optoelectrónicas de la red.

Transmisión de información eléctrica

El equipo de investigación junto con sus colaboradores en Alemania, Portugal y Rusia, ha explorado la posibilidad de utilizar este nuevo sistema químico para transmitir información eléctrica. Para ello utilizan nanotubos de carbono que al estar en contacto con el sistema se alinean en torno a los anillos y los conectores tubulares permitiendo el paso de la corriente eléctrica por la red.

"Este nuevo nanomaterial conductor resultante de la aplicación de nuestro sistema en nanotubos de carbono, permitirá diseñar innovadores dispositivos electrónicos más potentes y de menor tamaño", añade Keij. Entre las aplicaciones más inmediatas se encuentran la construcción de innovadores electrodos, nuevos circuitos nanoelectrónicos y sensores.

El equipo de investigación continúa estudiando el sistema y su aplicación en polímeros para generar materiales semiconductores plásticos que se puedan utilizar en pantallas de tabletas y móviles o incluso tejidos con determinadas capacidades térmicas.

Referencia bibliográfica:

Martha V. Escárcega-Bobadilla, Gustavo A. Zelada-Guillén, Sergey V. Pyrlin, Marcin Wegrzyn, Marta M.D. Ramos, Enrique Giménez, Andrew Stewart, Gerhard Maier, Arjan W. Kleij. "Nanorings and rods interconnected by self-assembly mimicking an artificial network of neurons". Nature Communications 4, Article number: 2648 doi:10.1038/ncomms3648

Fuente: ICIQ / Sinc